Publicado: 01/02/2019 14:30 por castropol en Noticias

La nacional de Barres a Vegadeo estrena el límite de 50 por hora al cruzar Castropol

"Se nota que la gente circula más despacio y la cosa mejoró", precisan los vecinos que instaron a Carreteras a colocar la nueva señalización

Castropol/ Vegadeo, T. Cascudo  01.02.2019 | 01:21

Nueva limitación de 50 a la entrada de Castropol.
Nueva limitación de 50 a la entrada de Castropol. T. CASCUDO

La Demarcación de Carreteras cumplió esta semana con su palabra de limitar a 50 kilómetros por hora el entorno del cruce de entrada a la villa de Castropol, dando cumplimiento a una solicitud cursada el año pasado por los propios vecinos. Con esta nueva limitación la carretera nacional 640, al menos en el tramo de doce kilómetros que va de Barres (Castropol) a Vegadeo, se convierte en un itinerario para transitar sin prisas por el gran número de restricciones circulatorias que presenta.

Esta limitación de 50 kilómetros por hora se extiende en un tramo de algo más de un kilómetro que afecta a los dos cruces de entrada y salida de la villa. El trayecto contaba hasta ahora con una limitación de 70 kilómetros por hora, pero los vecinos solicitaron rebajarlo por cuestiones de seguridad tanto para los peatones como para los vehículos que entran y salen de la villa.

"Sí que se nota que la gente circula bastante más despacio. La cosa mejoró tanto para cruzar la carretera a pie como para incorporarse a la vía", explica uno de los integrantes del colectivo vecinal que promovió la propuesta a Carreteras con el respaldo de 424 firmas. No obstante, los vecinos van a vigilar y evaluar el funcionamiento de la medida, ya que en su propuesta apostaban por complementarla con otras como el pintado de un paso de peatones que finalmente fue denegado por Carreteras. "La gente va a seguir cruzando porque no les queda más remedio", inciden.

La nueva señalización de 50 se estrenó el lunes y anteayer Tráfico ya evaluó el cumplimiento de la medida colocando en dicho tramo los denominados "radares invisibles". Estos veloláser, que ya llevan algún tiempo operando en las vías asturianas, son capaces de detectar un exceso de velocidad a 40 metros de distancia.

No es el único límite de 50 en este tramo de poco más de doce kilómetros. El pueblo de Barres lleva tiempo con esta limitación, que también se repite a la entrada del casco urbano veigueño. Pasado Barres, a la altura de El Esquilo, hay un límite de 70 y en el núcleo de Vilavedelle, una limitación de 80 kilómetros por hora, que se repite a la altura de Seares. En la entrada de Vegadeo se reduce a 70 y finalmente a 50, en pleno casco urbano.

A la gran cantidad de núcleos que hay en este trayecto se unen las características de la vía, cargada de curvas y cambios de rasante. Con todo, es una carretera con buen firme (algunos tramos se repararon recientemente), motivo por el que los vehículos suelen transitar a una velocidad más alta de la adecuada. La infracción se paga cara, ya que es muy habitual encontrarse con controles de velocidad a cargo de la Guardia Civil de Tráfico, especialmente a la altura de Barres y poco antes de la villa de Castropol.

Comentarios  Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.