Facebook Twitter Google +1     Admin

Castropol, con sus mayores

Publicado: 06/02/2021 11:43 por castropol en Noticias
20210206114346-a56f3d17-dc4e-462f-8119-dc3.jpg

  En la foto, el concejal Julio Martínez, con el material recién llegado.

El Consistorio adquiere camas hospitalarias, andadores, sillas de ruedas y grúas, que cederá a las personas dependientes

T. CASCUDO

“Desde marzo, hemos visto que ha aumentado la demanda. Posiblemente se deba a que, a consecuencia de la pandemia, se da el alta a la gente un poco antes de lo normal. Esto es una sensación mía, pero lo cierto es que han aumentado las peticiones de este tipo de elementos”, precisa Martínez, que quiere que se corra la voz para que este material llegue a quien lo necesite y evitar un gasto adicional en los hogares. “La idea es que la gente sepa que este material está a su disposición, que lo soliciten, porque se concede a todo el mundo por el tiempo que necesiten. Además, se lleva hasta su casa. Es un servicio más que prestamos a los vecinos. Un andador puede ser más o menos asequible, pero las grúas o las camas no lo son tanto e igual no todo el mundo puede hacer frente a ese gasto”, añade.

El Consistorio ha afrontado esta compra con una subvención complementaria del plan concertado de Servicios Sociales, que permite a los ayuntamientos reforzar sus materiales durante la pandemia. El montante total de la ayuda han sido 36.000 euros, de los que 9.000 se han destinado a estos materiales. La aportación también ha servido para comprar artículos de protección frente al covid-19 para los servicios municipales, desde mascarillas o guantes a gel hidroalcohólico.

El edil de Bienestar Social explica que esta ayuda se suma a otras disponibles en el Consistorio. En este sentido, recuerda que, desde que estalló la pandemia, el Ayuntamiento habilitó una ayuda que consiste en el reparto de vales canjeables por alimentos entre las familias con menos recursos. Se hizo una primera edición con cargo a los presupuestos y la que está actualmente en marcha es gracias a una ayuda de Astilleros Gondán. Además, la plantilla del astillero hizo un donativo para sumarse a la campaña solidaria de Navidad por la que se recogen artículos de primera necesidad. Otro de los recursos de los que dispone el concejo es un ropero solidario, que ha vuelto a reabrir al público en las viejas escuelas de Piñera.

Comentarios  Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.